miércoles, 7 de noviembre de 2012

CUARTETO PARA EL FINAL DE LOS TIEMPOS








VICENTE VERDÚ.
El triste color de la crisis
La España antes boyante naufraga sin ser consciente de cómo ha podido ser
La falta de horizontes extiende el desánimo en la sociedad
El temor es que el declive apenas haya empezado


http://sociedad.elpais.com/sociedad/2012/11/06/actualidad/1352222837_997432.html


 


DICE:

1.- el asunto no ha hecho —para España— más que empezar

2.- ni siquiera los movimientos callejeros de revuelta han llegado ser demasiado enérgicos: ni incendiarios, ni incontrolados, ni saboteadores

3.- día tras día, mientras los políticos demoran sus acciones o las cumbres se derriten sin afrontar el Mal, la población se sume en un desánimo

4.- Triunfo funeral del capitalismo que extrayendo la médula de los obreros ha venido a convertirlos, uno a uno, en disecaciones de su misma figuración. Capitalismo taxidermista que en su maniobra de expolio termina, curiosamente, a su vez expoliándose a sí mismo y condenándose a la exfoliación total





5.- ¿habrá una guerra forjándose ya? En Irán, en Siria, en las Coreas, en China y en Japón. La Gran Depresión de 1929 halló su milagroso remedio en la Segunda Guerra Mundial. Allí murieron 60 millones de personas que podrían haber sido población desempleada

6.- En el corazón de las tinieblas de esta formidable Crisis anida como el peor gusano la corrupción política y de cuya apestosa secreción ha sido apestada toda una sociedad de líderes partidistas, peores que los robbers baron, peores que las Cuatro Fieras que el Ángel del Apocalipsis explica como "Poderes Políticos".



7.- No se trata sólo de una insufrible y gigantesca injusticia. Se trata sencillamente de una monstruosidad

8.- Todo ha quedado impregnado de un verdoso color que, como un moho, cae sobre la felicidad de los habitantes humanos, tan afectados por sus empleos precarios como por la subestimación del paro y la ferocidad de la desigualdad creciente, ardiendo como una zarza de cruel e injusta abnegación fatal.